Sermón: Guiados Por Dios

 

 

 

Escritos por Dios: En el antiguo testamento, Dios nos habla a través de la palabra escrita. El Libro de la Biblia es un compendio de pensamientos inspirados, enseñanzas, oráculos y promesas proféticas que están grabadas para la eternidad. A través de la lectura de los escritos se desvela la voluntad de Dios para nuestras vidas.

En el sermón de hoy, les invito a reflexionar conmigo acerca de la forma en que Dios nos guía en nuestras vidas a través de sus palabras escritas. En primer lugar, debemos comprender que la Palabra de Dios nos ayuda a crecer espiritualmente. Al aceptar sus enseñanzas, somos capaces de alcanzar un mayor entendimiento de la voluntad divina para nosotros. Dios nos llama constantemente a ser mejores personas; a través de la Palabra Divina, somos instruidos en la ética y en la moral cristiana, y aprendemos a buscar la santidad.

 

Aprendiendo de las Escrituras: Las Escrituras nos iluminan y nos ofrecen un camino seguro para avanzar en nuestro andar como cristianos. La Palabra de Dios es un libro de sabiduría que nos ofrece una mirada profunda dentro de nosotros mismos. En lugar de ver la realidad desde nuestra perspectiva limitada, Dios nos da acceso a su visión infinita. Si buscamos las respuestas correctas para nuestras preguntas y problemas, encontraremos el conocimiento divino que nos permitirá disfrutar de la salvación.

Nosotros, como nunca antes, necesitamos aprender de las Escrituras. Debemos estudiar cada versículo con atención para descubrir el propósito de Dios para nosotros. Muchos no tienen la disciplina o el conocimiento para obtener una verdadera comprensión de las Escrituras; sin embargo, esto no debe ser un impedimento para ahondar en los misterios de Dios. Existe ayuda disponible si tenemos el coraje de pedirla.

A través de la lectura, estudio y meditación de sus escritos, Dios nos puede guiar y ayudar a encontrar la dirección correcta para nuestras vidas. Debemos recordar que Él siempre tiene un plan para nosotros y en sus enseñanzas encontraremos verdadero consuelo y fortaleza. Hay muchas ocasiones en que sólo Él sabe lo que es mejor para nosotros; pero si permitimos que nuestras vidas estén llenas de Su palabra, entonces podemos sentir Su presencia cuando nos dirigimos a Él en oración.

Llenos de Su Presencia: A través de la meditación en las Escrituras, podemos experimentar la presencia de Dios. Su Espíritu Santo nos instruye y nos anima a someternos a su voluntad. Si abrimos nuestros corazones a Él, recibiremos la sabiduría y el entendimiento necesarios para discernir su voluntad y para seguir sus pasos.

Mira Tambien:

Sermón: La Salvación Al Alcance De Todos

Cuando estamos llenos de Su presencia, entonces estamos listos para salir a cumplir su llamado. Dios nos ha llamado para realizar su trabajo; El nos encarga un propósito en este mundo. Si permanecemos fieles a Sus caminos, descubriremos una vida plena y satisfactoria que ninguna otra cosa puede ofrecer. Él nos protege como un padre protector, y nos estimula a alcanzar nuestras metas a través de Su amor y Su gracia.

Con esto en mente, les animo a buscar a Dios en todo lo que hacen, a caminar en la luz de Su Palabra. No renuncien a su fe ante los dolores y tribulaciones de la vida, sino que mantengan la convicción de que Dios los está guiando. Así como antes, los escritos de Dios siguen siendo valiosos en nuestras vidas, porque son un recordatorio constante de que Dios nos ama y nos cuida.

 


Índice de Contenido

  1. ¿Cómo guía el Espíritu a los hijos de Dios? - Charles Spurgeon
  2. #262 - Guiados por Dios - Pr. Miguel Benítez - 12/03/2023
  3. ¿Qué implica guiarnos por Dios en la vida?
  4. ¿Cuáles son los principales beneficios de guiarnos según los principios divinos?
  5. ¿Cómo podemos guiarnos con éxito siguiendo los dictados de Dios?
  6. ¿Qué obstáculos se presentan cuando nos esforzamos por guiarnos según los consejos de Dios?
  7. ¿Existe alguna manera de determinar si estamos realmente siguiendo la voluntad de Dios o no?
  8. ¿Qué significa la frase bíblica "Todas las cosas trabajan juntas para bien para los que aman a Dios" (Romanos 8:28) y cómo nos ayuda en nuestro camino para guiarnos por Dios?
  9. Compartiendo te ganas el cielo

¿Cómo guía el Espíritu a los hijos de Dios? - Charles Spurgeon










#262 - Guiados por Dios - Pr. Miguel Benítez - 12/03/2023










¿Qué implica guiarnos por Dios en la vida?



Guiarse por Dios en la vida significa llevar una vida que refleje los principios y valores moralmente correctos que Dios espera que practiquemos. Esto significa que, primero, tenemos que entender de qué manera Dios quiere que vivamos. Eso implica estudiar la Biblia para aprender sobre Sus leyes e instrucciones, y también implica buscar la ayuda de consejeros cristianos maduros y experimentados.


Después de entender cómo espera Dios que vivamos, debemos aplicar esas enseñanzas a nuestra vida y usarlas como una guía para la dirección, el pensamiento y la acción. Esto significa que debemos buscar la gloria de Dios en todo lo que hacemos, incluidos los trabajos diarios, la interacción interpersonal y hasta en la elección de las actividades divertidas.

 

Alguien que se guía por Dios en la vida también se esfuerza por alcanzar el nivel más alto de santidad posible, dado su propio pecado personal. Esto significa que reconoce sus propios errores, los confiesa, y busca perdón; así como trabaja constantemente para evitar esas faltas en el futuro. Además, acepta la autoridad de Dios y las leyes establecidas por Él, y trata de cumplirlas siempre.

Finalmente, guiarse por Dios en la vida significa que desarrollamos una relación íntima con Dios. Esto involucra la oración diaria, el estudio de Su Palabra, alabando a Dios en cánticos, y buscando su sabiduría y presencia. Al desarrollar una relación de intimidad con Dios, estamos constantemente siendo transformados a la imagen de Cristo, y esa transformación es profunda y duradera.

Mira Tambien:

Sermones De La Pregunta Decisiva: Teología Cristiana Y Religiosa

¿Cuáles son los principales beneficios de guiarnos según los principios divinos?



Guiarnos según los principios divinos es una de las mejores decisiones que podemos tomar en nuestras vidas. La Biblia nos ofrece muchos consejos sobre cómo llevar a cabo nuestra vida cotidiana, y al seguirlos estamos obedeciendo los mandamientos de Dios. Estos principios nos llevan a vivir de manera honrada y moralmente correcta, además de ayudarnos a llevar una vida feliz y llena del propósito que Dios ha diseñado para cada uno de nosotros. Al guiarnos según los principios divinos obtenemos los siguientes beneficios:

    • Nos ayuda a discernir entre lo bueno y lo malo: Seguir los principios divinos nos ayuda a distinguir entre derecho e incorrecto, así como también a tomar decisiones basadas en principios morales. Esto nos da la confianza de siempre hacer la elección correcta.
    • Nos permite actuar con integridad: Los principios divinos nos invitan a pensar y actuar con honestidad e integridad, lo que nos ayuda a ser un buen ejemplo para los demás.
    • Aumenta nuestra fe: Seguir los principios divinos nos ayuda a fortalecer nuestra fe en el Señor, lo que nos lleva a estar más conectados con Él.
    • Nos protege del pecado: Los principios divinos nos guían lejos del pecado y nos recuerdan los peligros de ir en contra de Dios.
    • Nos brinda una mejor comprensión de Dios: Seguir los principios divinos nos ayuda a conocer mejor la voluntad de Dios, lo que a su vez nos permite desarrollar una relación más profunda con Él.
    • Nos da paz y tranquilidad: Seguir los principios divinos nos proporciona una sensación de paz, lo que nos ayuda a superar los desafíos de la vida con más facilidad.

Seguir los principios divinos tiene innumerables beneficios y es una decisión que debemos tomar para hacer de nuestras vidas aquello que Dios ha diseñado para nosotros.

 

¿Cómo podemos guiarnos con éxito siguiendo los dictados de Dios?



Entre los seres humanos hay una mayoría que busca vivir la vida al máximo sin la ayuda de Dios. Sin embargo, el camino hacia el éxito no está completo sin instrucciones y sabiduría divina. La mejor manera de guiarse con éxito siguiendo los dictados de Dios es, primero, comprometerse totalmente con él. Esto significa rendir toda tu vida a Él, entregarle todas tus decisiones, orar continuamente por su dirección y recordar que Él es el único que nos puede conducir hacia nuestro destino. SeriesLista.com - Programas de TV, Series, Guía de episodios.

En segundo lugar, debemos mantenernos en la Palabra de Dios, leyendo regularmente el Antiguo y Nuevo Testamento. La escritura contiene muchos consejos, ideas y tratos que nos ayudarán a vivir una vida feliz, plena y productiva. Al estudiar las Escrituras nos fortaleceremos para poder resistir las tentaciones del mundo y obedecer la voluntad de Dios.

En tercer lugar, debemos contar con algunas figuras de autoridad espiritual en nuestras vidas. Pueden ser pastores, maestros y líderes locales. Estas personas nos guiarán hacia el camino de Dios mediante su experiencia y tiempo dedicado a la lectura e interpretación de la Biblia.

Por último pero no menos importante, debemos rodearnos de aquellas personas que reflejen el amor y la verdad de Dios. Esto significa evitar la compañía de aquellos que nos alejen de Dios. Desde amigos que nos invitan a actividades nocivas hasta relaciones románticas impropias, debemos preservar nuestra integridad y mantenernos alejados de todos aquellos que nos atraigan hacia el pecado.

Mira Tambien:

Sermones Cristianos: Trayendo El Paralítico A Cristo

Siguiendo los dictados de Dios nosotros podemos encontrar el éxito. Si permanecemos comprometidos con la Palabra de Dios, nos rodeamos de aquellos que reflejan Su amor y verdad y nos enfocamos en obedecer Sus directrices, seremos guiados hacia una vida plena y bendecida.

¿Qué obstáculos se presentan cuando nos esforzamos por guiarnos según los consejos de Dios?



Los cristianos suelen usar la Biblia como guía para la vida, donde aprendemos sobre la justicia y el amor de Dios. Con este conocimiento aplicamos los principios divinos en nuestras vidas, sin embargo, no es tarea fácil cumplir con los mandatos bíblicos. El camino hacia la santidad puede ser difícil debido a las siguientes razones:
1. Tenemos propensión al pecado: Tenemos una naturaleza humana que nos lleva a pecar, estamos inclinados a desobedecer a Dios. El Salmo 14 dice: “¡Qué infeliz es el hombre que anda en sus propios designios!” (v.3) Es un hecho triste pero cierto que aún cuando les instruimos a otros acerca de la palabra de Dios, también pecamos nosotros mismos. “El que diga: Yo he conocido a Dios, y no guarde sus mandamientos, el tal es mentiroso, y la verdad no está en él” (1 Juan 2:4).
2. Somos sujetos a la tentación: Un obstáculo para la obediencia a Dios es el enemigo de nuestra alma, Satanás. Él está listo para utilizar todos los medios posibles para tentarnos con el fin de apartarnos del camino de la justicia. Jesús mismo fue tentado por el diablo, pero resistió (Mateo 4:1-11), y nosotros también podemos resistir usando la armadura espiritual: “Toda arma que se forja contra ti, prosperará para tu mal; y yo aniquilaré toda lengua que se levante contra ti en juicio. Esta es la herencia de los siervos de Jehová, y su justicia de mí procede, dice Jehová” (Isaías 54:17).
3. Nuestras relaciones: Debemos reconocer que nuestras relaciones con otros tienen un impacto en nuestra obediencia a Dios. La Biblia dice: "El que anda con sabios será sabio; mas el que se junta con necios, será quebrantado" (Proverbios 13:20). Debemos retar a nuestros amigos y familiares a que crean en Jesús y se comprometan a vivir una vida santa.
4. Fuerzas externas: Es cierto que hay fuerzas del mundo que intentan influenciarnos para apartarnos de Dios. Si prestamos atención a los muchos deseos y estímulos del mundo, poco a poco los conceptos de Dios desaparecerán. Una advertencia clara al respecto es: "No améis al mundo, ni las cosas que están en el mundo. Si alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él" (1 Juan 2:15).

 

Muchas veces podemos sentir que “vencer” o ser obedientes a Dios es demasiado difícil. Sin embargo, recuerda que hay promesas claras para los que perseveran en sus caminos. La Biblia dice: “Y yo te fortaleceré hasta el fin, para que estés firmes según mi promesa a ti” (Isaías 41:10). Si permanecemos firmes y resistimos al pecado y a las tentaciones, Dios nos dará su gracia y nos mantendrá seguros en la salvación.

¿Existe alguna manera de determinar si estamos realmente siguiendo la voluntad de Dios o no?



¡Esta pregunta es increíblemente fascinante! Preguntarnos si realmente estamos siguiendo la voluntad de Dios o no es un tema profundo que podría abarcar toda la vida espiritual y la práctica cristiana. Por lo tanto, quisiera abordar esto al mencionar algunos puntos clave que nos ayudarán a orar y meditar para conocer mejor a Dios y su voluntad.

1. Escuche con atención las enseñanzas de Jesús. Él nos dijo: "Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma y con toda tu mente" (Mateo 22:37). Llamó a sus seguidores a amar a Dios con un amor exclusivo, sin reservas. Una vez que hayamos comprendido este concepto, podremos llegar cada vez más a la voluntad de Dios.

2. Lea lecciones bíblicas que refuercen su fe. Cuando estemos leyendo la Biblia, podemos identificar principios de conducta a los que podemos adherirnos. Además, al leer las Escrituras, comenzaremos a entender la grandeza de nuestro imponente Dios, y esto nos ayudará a entender su voluntad para con nosotros.

 

3. Confíe en el Espíritu Santo. El Espíritu Santo es el Consolador prometido (Juan 14:16), y está ahí para guiarnos. Por lo tanto, debemos confiar en el Espíritu Santo para mostrarnos el camino a seguir. Debemos tener paciencia para ver la dirección divina completamente.

4. Ore para que el Espíritu Santo hable con usted. La oración nos da acceso directo al trono de Dios. Cuando creamos un diálogo con Él a través de la oración, Él nos revelará Su voluntad para nosotros. Rogando perseverantemente, podremos llegar a un nivel profundo de comunión con Dios.

Hay varias maneras en las que podemos determinar si estamos realmente siguiendo la voluntad de Dios. Primero, debemos escuchar las enseñanzas de Jesús. Después, debemos leer la Biblia para reforzar nuestra fe. También debemos confiar en el Espíritu Santo para guiarnos e invitarlo a hablar con nosotros a través de la oración. Estas cosas nos ayudarán a determinar con mayor precisión la voluntad de Dios para nuestras vidas.

¿Qué significa la frase bíblica "Todas las cosas trabajan juntas para bien para los que aman a Dios" (Romanos 8:28) y cómo nos ayuda en nuestro camino para guiarnos por Dios?



La frase bíblica de Romanos 8:28 es uno de los versículos más conocidos y queridos por cristianos de todas las edades. Esta hermosa promesa nos asegura que Dios está trabajando para hacer que todas las circunstancias de nuestras vidas sean usadas para nuestro beneficio. Esta promesa es particularmente útil cuando enfrentamos pruebas difíciles, ya que nos recuerda que Dios está trabajando para hacernos mejores a través de nuestra situación actual. Cuando meditamos sobre esta verdad maravillosa, entonces es más fácil recordar que Dios está presente incluso en medio de nuestra necesidad y que estará con nosotros hasta el fin.

Esta verdad nos da esperanza para seguir adelante y confiar en Dios para ayudarnos a atravesar los tiempos difíciles. A veces, cuando enfrentamos situaciones difíciles, es fácil desanimarse y dudar de la presencia de Dios. Sin embargo, esta promesa nos muestra que Dios está siempre trabajando para nuestro bien, aún cuando no alcanzamos a comprender completamente lo que está sucediendo. Esto nos ayuda a seguir adelante con confianza, sabiendo que Dios está trabajando detrás de nuestras situaciones presentes para guiarnos por El.

Además, este versículo nos dice que Dios solo trabaja para el bien de los que le aman. Esto significa que somos responsables de nuestras decisiones para amar a Dios y buscar su voluntad. El amor de Dios es incondicional, pero él también espera que respondamos respondiendo a Su bondad con amor. Incluso cuando experimentamos el dolor, tenemos la seguridad de que Dios sigue trabajando detrás de cada situación para nuestro bien.

Por lo tanto, podemos inclinar nuestro corazón a Dios en tiempos difíciles y buscar Su dirección para que podamos pasar a través de ellos. A veces esto significa que debemos esperar y tener paciencia para entender Su plan. Esto nos ofrece la bendición de poder acercarnos a Dios y descansar en Su soberanía para que podamos tener la tranquilidad de saber que todas las cosas están trabajando para nuestro bien.

Compartiendo te ganas el cielo



¡Hemos llegado a la conclusión de nuestro artículo y esperamos que lo hayas disfrutado! En este sermón, hemos descubierto cómo Dios nos guía a través de todos los caminos de la vida. Al hacer su voluntad, vivimos una vida pacífica y llena de bendiciones.

Esperamos que el contenido que acabas de leer sea útil para tu crecimiento espiritual. Si tienes alguna pregunta o comentario sobre el tema, puedes ponerte en contacto con nosotros. También puedes compartir este artículo en las redes sociales para que otros también puedan leerlo. ¡Gracias por leer nuestra publicación y recuerda siempre que Dios te está guiando!



Post Views:
25

Sermón: Guiados Por Dios

Sermón: Guiados Por Dios

Escritos por Dios: En el antiguo testamento, Dios nos habla a través de la palabra escrita. El Libro de la Biblia es un compendio de pensamientos inspirados,

numerosangeles

es

https://viajespiritual.es/static/images/numerosangeles-sermon-guiados-por-dios-1741-0.jpg

2024-01-30

 

Sermón: Guiados Por Dios
Sermón: Guiados Por Dios

Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail [email protected] y retiraremos este contenido inmediatamente

 

 

Top 20